Postoperario de una reducción de mamas

Tras una intervención de REDUCCION DE MAMAS se requieren ciertos cuidados POST-QUIRÚRGICOS. En ambos casos recomendamos 24 HORAS DE INGRESO hospitalario, aunque en el caso de la reducción mamaria, es posible que, tras una revisión por parte del cirujano, pueda ser dada de alta sin tener que hacer noche en el hospital.

Como primer paso tras la cirugía, la paciente tendrá una estancia de 1 HORA aproximadamente en la unidad de REANIMACIÓN post-anestésica, siempre dependiendo de la valoración del anestesista, hasta que se encuentre en condiciones óptimas para su traslado a planta.

¿Es doloroso el postoperatorio de una reducción de pecho?

Al finalizar la cirugía, colocaremos un VENDAJE ELÁSTICO que deberá llevar durante las primeras 24h y que será retirado al alta hospitalaria, y reemplazado por un sujetador que le proporcionaremos en ese momento. Dicho vendaje puede ocasionar una sensación de presión en el pecho pero es muy importante para disminuir el riesgo de hematoma y la inflamación postoperatoria. En cualquier caso, la SENSACIÓN DE DOLOR manifestada por la mayoría de pacientes es NULA O MÍNIMA, ya que con la administración de los analgésicos pautados se controlará sin problema.

A la mañana siguiente de la cirugía, nuestra FISIOTERAPEUTA acudirá a la habitación del hospital para realizar una primera sesión de DRENAJE LINFÁTICO para reducir la inflamación de las mamas. Las siguientes sesiones se realizarán en nuestra consulta, con una frecuencia aproximada de 2 días por semana (se harán coincidir con las curas de enfermería y revisiones del cirujano), incluyendo además del drenaje linfático, sesiones de RADIOFRECUENCIA (INDIBA), con el fin de reducir la inflamación y acelerar el proceso de cicatrización.

La realización de la CURA de la herida quirúrgica NO ES DOLOROSA. Levantaremos con cuidado el esparadrapo que cubre las mamas, y aplicaremos antiséptico y aquello que sea necesario en la herida tras la valoración de su estado. Es normal que los primeros días se manche el esparadrapo con pequeños restos de sangre. La HERIDA estará CUBIERTA DOS SEMANAS aproximadamente, durante las cuales se podrá duchar con normalidad, y se secará el esparadrapo con secador en aire frío. Posteriormente, cuando lleve la herida descubierta, se lavará con suavidad durante la ducha con agua y jabón, se secará bien y se aplicará CREMA CICALFATE una vez al día hasta cumplir mes y medio de la intervención. Después se sustituirá Cicalfate por la crema hidratante XERACALM, hasta los 6 meses de la cirugía.

Por otro lado, tras la retirada del vendaje al alta, le colocaremos un SUJETADOR que deberá llevará llevar 24h las 3 PRIMERAS SEMANAS. Las siguientes 3 semanas se colocará sólo por la noche. Puede adquirir sujetadores nuevos en la propia consulta.

Se realizarán REVISIONES posteriores a las curas, a las 3 semanas, mes y medio, 3 meses, 6 meses y 12 meses. Debe recordar que la inflamación de las mamas tras la cirugía no es simétrica, y que el resultado final se apreciará con claridad a los 6 meses tras la cirugía:

El espejo es su peor enemigo los 3 primeros meses