CRISTINA

 

 

“En un principio estuve mirando varias clínicas y cirujanos, pero al mantener la primera cita no me convencían del todo. Al llegar a la consulta del doctor Guilarte fue super amable y cercano, me hizo varias preguntas de lo que estaba buscando y, al explicárselo, supo enseguida lo que me vendría y me quedaría mejor. Yo no estaba buscando un pecho muy grande, sino algo más bien acorde con mi cuerpo y, sobre todo, que no se viera artificial, más bien natural, ya que eso siempre me ha dado mucho miedo. Tiene una tecnología que te puedes ver con el pecho en 3d y te lo envía por correo para que lo puedas ver más tranquilamente en tu casa. También te prueba varios implantes por encima para ver con cuál te sientes mas cómoda y genial. Tanto él, como Sandra y todo su equipo, son personas encantadoras que se preocupan no solo antes de la operación, sino también después.

Unos días antes de la operación estaba algo nerviosa por la talla, por si era poco, pero el doctor me dijo que así era perfecto, y al final tenia razón. La operación fue de maravilla, en el hospital te cuidan muy bien. En el postoperatorio estuve muy bien cuidada y, además, con las indicaciones del doctor me fue bien. Luego tenías varias sesiones en la clínica para que la prótesis estuviera correctamente, y varias revisiones. El pecho ha quedado precioso y super natural, me alegro mucho de haber encontrado y decido operarme allí con el doctor Guilarte, porque de verdad que te cambia la manera de verte a ti misma. Otra duda que solía tener era si el pecho iba a quedar o no duro, pero cada vez está más blandito, recomiendo la clínica y al doctor 100 por 100.”